Airbag para las motos

Airbag en las motos

Los airbags para las motos evolucionan cada año de manera sorprendente. No están todavía al alcance de todos, pero, poco a poco, se van convirtiendo en el objeto de deseo de los motoristas.
 

 

Un elemento de protección tan importante como el airbag no es todavía obligatorio en las motos. Y, desde nuestro punto de vista, resulta esencial.

Los airbags para coches supusieron un gran adelanto cualitativo en la seguridad pasiva de esos vehículos. Tanto es así que, desde 2006, no sale ningún coche al mercado si no lleva, por lo menos, dos airbags. Las cifras que se ven en diferentes medios de comunicación sobre cuántas víctimas han evitado son aclaratorias y definitivas: rondan las 30.000. 

De ahí que se esté luchando por la incorporación obligatoria de algún tipo de airbags en las motos. Sabemos que, por la propia configuración del vehículo, es complicado, pero estamos seguros que más temprano o más tarde, todas las motos, o todos los conductores de motos, tendrán el airbag como elemento obligatorio para beneficiarse de todas sus ventajas.

Si hacemos un poco de memoria nos viene a la cabeza el tema del casco. Antes de 1992 la ley no lo contemplaba como obligatorio, pero no queremos ni imaginarnos cuántas muertes o heridos graves ha evitado la protección en la cabeza. Muchos afirman que, en accidentes de motos en aquellos años, la mitad de las muertes, se hubieran podido haber evitado de llevar el casco.

Por eso, la obligatoriedad del airbag para motos puede suponer un hito tan importante como el casco, que repercutirá ostensiblemente en la seguridad de los motoristas.

En coches prácticamente solo existe un único tipo de airbag, pero en motos son varios los modelos y sistemas que vienen a cumplir ese cometido, porque ya hemos dicho que, dadas las características de las motos, este concepto se puede aplicar de una u otra manera.

TIPOS DE AIRBAG

1º) El airbag de carrocería.
Como el aire acondicionado que citábamos en el anterior artículo de este blog, la Honda Goldwing es la única moto que lo incorpora. Su funcionamiento es muy parecido al de los coches. En un choque frontal, los sensores transmiten los datos e inmediatamente se infla con gas nitrógeno. Todo esto dura 0,15 segundos. En la revista de la Dirección General de Tráfico se puede leer un magnífico artículo sobre airbags pero bastante centrado en este tipo de airbag de carrocería. 

Ahora, Honda está desarrollando un tipo de airbag para scooters

Pruebas airbag para motos
Fuente: Honda

2º) Airbag de mono.
Si hablamos de monos de motoristas, la marca pionera en este tipo de trajes es Dainese. Llevan la misma tecnología que los monos de los pilotos de carreras con lo que se reducen ostensiblemente las situaciones de gravedad en caso de accidente.

El quid de la cuestión es que el airbag se hinche antes de que el motorista choque contra algo. Para eso, la reacción es fundamental. Como hemos leído en La Vanguardia Marc Márquez sobrevivió sin lesiones graves a una caída a más de 300 kilómetros por hora al desplegarse su airbag del traje 30 milisegundos antes del impacto con el asfalto en los entrenamientos libres del GP de Italia en el 2013 que se saldó con un golpe en la mandíbula y abrasión de la barbilla pero que no le impidió tomar la salida en la carrera.

Es el resultado de años de investigación para el desarrollo de esta tecnología que puede llegar a amortiguar el 90% del impacto.

Otros datos que vemos en este interesante artículo de La Vanguardia son:
- El mono contiene una bolsa de cuatro litros que ayuda a proteger espalda, hombres, pecho y arte inferior de la caja torácica.
- Se activa siempre y cuando la velocidad sea mayor de 50 km/h y el sistema se activa en 30 milisegundos (mucho más rápido que un abrir y cerrar de ojos.

Airbag caída en moto
Fuente: canariasenmoto.com

El articulo acaba describiendo, de una manera pormenorizada, la tecnología que incorpora, lo que hace que sea de imprescindible lectura. Volvemos a poner aquí el enlace. Es muy completo

Otra marca puntera es Alpinestars. Su sistema de protección alpinesatars Tech-air Airbag System posee los sensores en el mismo airbag.

3º) Airbags de chaqueta o chaleco.
Son los que más aceptación tienen. Se pueden dividir según sea su mecanismo de apertura:
De la chaqueta o chaleco sale un cordón flexible que se engancha a algún elemento fijo de la moto. Si el motorista se cae, el dispositivo se desengancha y el airbag se infla.

El airbag dispone de sensores que detecta si estamos teniendo un accidente y se acciona el airbag. 

Airbag y seguridad
Fuente: motos.ws

En este artículo de la revista Motociclismo se hace un exhaustivo recorrido por todos estos tipos de airbags, incluso, haciendo relevantes sus puntos fuertes y débiles, con enlaces a las direcciones de los fabricantes para ampliar la información.

Las chaquetas de moto con airbag son las que más se están implantando cada día más, como nos dicen en mundomotero.com dentro de un artículo muy interesante y bastante documentado para todos los que quieran saber algo más del airbag para motos.

4º) Airbag de casco.
El airbag para casco de moto es una bolsa hinchable del tamaño de un paquete de tabaco que se acopla en la parte exterior del casco. Cuando los sensores comunican de forma inalámbrica que la moto se ha movido bruscamente o que moto y piloto se han separado de forma repentina, el airbag se despliega en 0,15 segundos, cubriendo desde las cervicales hasta las dorsales del motorista. Dicen que el sistema diferencia entre falsas alarmas y accidentes reales. En este video podrás comprobar su funcionamiento.

Protección de la espalda con el airbag
Fuente: Youtube

Por último, en este video podemos ver varios mecanismos de airbags. Es muy didáctico e ilustra muchos de nuestros comentarios. 

A modo de resumen queremos indicar que, en la moto, todo aquello que esté destinado a amentar la seguridad, será bienvenido. Las diferentes modalidades de airbag son un añadido a nuestra seguridad y toda protección es poca. 

Algunos pueden argumentar que los precios son altos. En los modelos más altos sí lo son –algunos pueden llegar a costar cerca de los 3.000 €-, pero existen en el mercado otros que tienen un coste bastante razonable. A partir de 300 € podemos hacernos con alguno que cubra una parte esencial de nuestras necesidades.

Nuestra propia seguridad está en juego y no debemos olvidar que esto es lo mas importante a la hora de conducir un vehículo.