¿Cómo cuidar el medio ambiente desde casa?

Desde nuestro hogar podemos ayudar a que nuestro medio ambiente sea mejor.

 

Una de las máximas de MMT Seguros, y por tanto de nuestro blog, es “Un poco es mucho”. Si cada uno de nosotros ponemos nuestro granito de arena, los resultados llegarán a ser espectaculares.

Si ponemos atención en estos consejos y los llevamos a la práctica día a día, contribuiremos a que nuestro hogar colabore con el cuidado de la naturaleza.

RECICLAR LA BASURA
Aunque en este aspecto ya se ha hecho mucho esfuerzo informativo y existe una gran mentalización nunca está de más recordarlo porque todavía hay hogares que no reciclan. Y es tan fácil como separar la basura en componentes orgánicos e inorgánicos.

Reciclar en casa la basura

Los inorgánicos son aquellos materiales que no se consideran alimentos y que después de un proceso de transformación llegan a convertirse en productos nuevos reciclados. Los orgánicos son el resto de los alimentos que tomamos y que desechamos por las razones que sean: sobras, las espinas de los pescados, los nervios de algunos filetes, las pieles de las frutas, etc.

También podemos separar los papeles y cartones y los vidrios y depositarlos en los contenedores a pie de calle que siempre hay cerca de nosotros.

LOS PUNTOS LIMPIOS
Necesitamos acostumbrarnos a hacer uso de los Puntos Limpios. Allí podemos depositar aceites –no se deben tirar por los desagües ya que contaminan los ríos-, ropa usada, electrodomésticos muebles y un sinfín de residuos. Tienen un horario muy amplio y son de muy fácil acceso para depositar todo aquello que nos sobra en el hogar.

Puntos limpios para reciclar basura

COMPRAR PRODUCTOS RECICLADOS
Para fabricar una tonelada de papel reciclado se necesita un 90 % menos de agua que la fabricación de una tonelada de papel virgen. Los productos reciclados necesitan menos energía y contaminan mucho menos. Por eso, es recomendable comprar siempre productos reciclados.

RECICLAR PRODUCTOS
Muchos de los objetos que tenemos en casa se le pueden dar otros usos una vez acabado su vida normal. Los envases, por ejemplo se pueden convertir en macetas, los cartones cilíndricos del papel higiénico sirven para ordenar los diferentes cables de ordenador, televisión, etc.

USAR PRODUCTOS REUTILIZABLES
Estamos en la era del usar y tirar y eso es negativo para el medio ambiente. Podemos utilizar servilletas y pañuelos de tela en vez de los de papel. En vez de vasos de plástico, de cristal. También se recomienda utilizar tapper para guardar alimentos en vez de envolverlos en papel de aluminio o transparentes, y así un largo etcétera.

LAS LUCES
Muchas veces no se tiene en cuenta lo que cuesta una bombilla encendida. Salimos de una habitación y “nos olvidamos” de apagarla. Lo importante es que cuando necesitemos luz, la tengamos encendida, pero si no la necesitamos, apagarla siempre. No por pensar que vamos a volver enseguida dejarla encendida.

LAS BOMBILLAS DE BAJO CONSUMO
Utilizan entre un 50 y un 80 % menos de energía que una bombilla normal incandescente ya que ésta, además de luz, se transforma en calor. Y reduce en media tonelada el CO2 arrojado a la atmósfera. Si cambias cinco bombillas por las de bajo consumo puedes ahorrarte 60 € al año en electricidad.

Luces de bajo consumo

EL AGUA
Ya hay bastante conciencia acerca del derroche del agua la hora de ducharnos, de afeitarnos, lavarnos los dientes…Un grifo que pierde una gota por segundo, al cabo del día habrá consumido ¡30 litros! Y SIEMPRE LA DUCHA, MEJOR QUE EL BAÑO. Mientras que para la ducha se necesitan 30 litros para el baño se necesitan 100.

ANTES DE TIRAR UN OBJETO A LA BASURA, PIÉNSATELO. Normalmente se tiran muchos objetos que ya no usamos a la basura, pero pueden tener otra vida en algún lugar. Los juguetes que a nuestros hijos se le han quedado desfasados pueden servir para otros menos favorecidos; la ropa que ya no quieras, también, los libros pueden tener un mejor destino si los donas…

LA COMIDA
Cada vez hay más concienciación sobre el consumo de alimentos producidos de manera ecológica. Así se evita el fomento de producciones intensivas que demandan grandes cantidades de agua y la utilización de fertilizantes y pesticidas que contaminan terrenos y agua.

PRODUCTOS DE LIMPIEZA
Debemos mentalizarnos para comprar productos que no dañen el medio ambiente. Evitar los que tienen cloro en su composición y detergentes con fosfatos y tensoactivos químicos. La OCU recomienda no usar limpiadores para WC, limpiahornos, desatascadores químicos, desinfectantes, antibacterias y ambientadores. Mejor un limpiador general y las viejas prácticas de toda la vida.

Cuidar el medio ambiente

Como veis, con muy poco esfuerzo por nuestra parte podemos contribuir a mejorar el medio ambiente y la naturaleza. Seguid estas sencillas recomendaciones y todos nos encontraremos mejor.